Asia Filipinas

Después del caos… Llegamos a FILIPINAS

By on 2 julio, 2018

Dicen que después de la tormenta, siempre llega la calma y para nosotros así fue, Filipinas fue nuestra calma. 

Fue sentarnos en el avión dirección a Dubai y después de abrazarnos y saber que todo nos había salido bien, tocaba llenar el estomago.

Nuestro menú a bordo

Muchas horas mas tarde, aterrizábamos en la capital de Filipinas, Manila.

Llegábamos tarde, cansados de tantos aviones pero con una ilusión que no nos la quitaba nadie.
Después de pasar los pertinentes controles de inmigración y demás, por fin tocaba salir a descubrir.
Lo primero que hicimos al salir a la terminal, fue cambiar el dinero de € a PHP. Nosotros, siempre cambiamos en el aeropuerto de destino, ya que el cambio siempre es mejor. Y con PHP ya en la mano, hicimos nuestra primera compra. Una SIM CARD, para poder tener internet en el móvil en nuestro periplo por Filipinas.

Una vez, ya teniamos dinero e internet, ya podíamos salir a descubrir el país! Nos dirigimos a la zona de taxis en el aeropuerto y nos llevó a nuestro hotel.

Estábamos nerviosos y emocionados a pesar de ser media noche, no había manera de poder irnos a dormir, habíamos sufrido tanto hasta llegar a ese momento, que no queríamos perder ni un minuto en el país, que días después nos robaría el corazón.

Siendo sinceros y para que os hagáis una idea, los moteles que salen en las películas de antena3 a las 15h los domingos, son mejores que el hotel en que pasamos tan solo unas horas.

Estaba al lado del aeropuerto, y si durante las 3 horas que teníamos para dormir antes de coger el siguiente avión, nos hubiéramos dedicado a enumerar los aviones que salieron y llegaron a Manila, hubiéramos invertido mejor las horas. El dormir en ese hotel, estaba sobrevalorado!

En la guía donde dormir 21 dias en Filipinas, están especificados cada uno de los hoteles y nuestra experiencia en ellos.

Estabamos muy pronto de nuevo, en el aeropuerto en la zona de vuelos domésticos, para coger nuestro avión con un nuevo destino.

BOHOL nos esperaba!

Haciendo tiempo para que saliera nuestro avión, encendimos nuestros teléfonos y vimos varios mensajes de España, en los que solo nos hacían una pregunta: ¿Estáis bien?

Después de alucinar con tanto mensaje, nos pusimos a mirar las noticias y la isla de Leyte había sido sacudida por un terremoto. Nosotros por suerte no íbamos a esa isla, pero no sabíamos, que íbamos a sufrir daños colaterales. La fiesta aún no había empezado!

Llegamos a Tagbilaran a la hora prevista, paramos a un tuk tuk y nos fuimos directos a Bohol, el viaje no duró mas de 30 minutos y al llegar, nuestro mayor miedo hacia acto de presencia. MALDITA LLUVIA!

Aeropuerto de Tagbilaran

De camino a Bohol, estuvimos mirando por Booking, donde alojarnos, nos gustó mucho un Guesthouse y allá que fuimos. Cuál fue nuestra sorpresa? Que al llegar no tenían electricidad por culpa del terremoto, si, fue en otra isla, pero la electricidad venia de esa misma isla y no sabían cuanto tiempo iban a estar sin suministrar electricidad al resto de islas.

De ese día recordamos poco, lo tenemos todo difuso, solo queríamos estar tirados en cualquier sitio, y nos pasamos todo el día, de la cama al wc y del wc a la cama. Ah! Y con mucha calor, al no tener electricidad, pusieron un generador eléctrico para dar luz a las habitaciones, pero solo era por horas.

Si el día tenia 24 horas, nosotros dormimos 30. Así que de nuestro primer día en Bohol, tan solo tenemos lagunas y mucha calor.

Menos mal, que en los próximos días, íbamos a disfrutar como enanos!

TAG
RELATED POSTS

COMENTARIOS

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies